La menopausia y el embarazo provocan un aumento en la aparición de varices

08 May La menopausia y el embarazo provocan un aumento en la aparición de varices

En la menopausia y el embarazo se produce un aumento de las varices, ya que son etapas donde se producen cambios hormonales importantes en la mujer. Hay dos hormonas femeninas, los estrógenos y la progesterona, cuya variación tiene un papel clave en la insuficiencia venosa y, por tanto, en el desarrollo de las varices.

El embarazo aumenta un 500% el riesgo

Durante el embarazo se producen una serie de factores que afectan al correcto retorno del flujo sanguíneo desde la zona inferior del cuerpo hacia el corazón. Por ello, el riesgo de desarrollar enfermedades venosas e insuficiencia venosa crónica aumenta hasta en un 500%.

Los expertos señalan que el aumento de la presión abdominal es uno de los factores involucrados en dificultad dicho retorno, como consecuencia del aumento del tamaño del útero, especialmente durante el tercer trimestre. Esto sumado al aumento en el volumen de sangre durante el embarazo, supone un obstáculo en la circulación.

Anteriormente hacíamos referencia a la progesterona, una hormona que actúa como vasodilatador de las paredes de las venas, sobre todo en el primer trimestre. Esto unido a que los estrógenos incrementan el flujo de sangre en las extremidades inferiores propicia la aparición de varices.

Y, por último, la ganancia de peso de la madre, la imposibilidad de realizar actividad física y el aumento del reposo también generan

Además, si la madre ya tenía un cuadro varicoso anterior al embarazo, éste puede empeorar durante la gestación. Sin embargo, un alto porcentaje de las varices desarrolladas en esta fase disminuyen tras dar a luz. Por ello se recomienda utilizar medias de compresión tras finalizar el embarazo.

Menopausia, factor clave en la aparición de las varices

El riesgo de padecer varices aumenta con la edad. Los estudios han demostrado que, tras la jubilación, el 50-60% de las personas las sufren.

Más concretamente durante la menopausia el organismo de las mujeres sufre múltiples cambios hormonales que aceleran la aparición de varices. Esto se debe a la disminución en la producción de estrógenos y progesterona. Además, la edad debilita las paredes de los vasos sanguíneos.

Tras el embarazo y durante la menopausia las mujeres pueden acabar de una forma sencilla y sin cirugía con las varices, gracias al láser vascular Cynergy con Multiplex. Un procedimiento mínimamente invasivo que permite acabar con las varices de mayor calibre sin afectar al tejido circundante.

Acércate a la Ivalia y descubre como volver a lucir unas piernas de infarto sin pasar por quirófano.

 

Tags:
,


Newsletter

¿Quieres estar al tanto de nuestras promociones, novedades y consejos? ¡Apúntate a nuestra Newsletter para no perder detalle!

Muchas gracias por apuntarte a nuestra Newsletter. Entra en tu correo para confirmar la suscripción.